¿ Sabías qué?

En el 2030 habrá un déficit global de agua del 40%, sino se da un uso racional al consumo de agua; dicho déficit traerá consigo afectaciones tanto en la salud pública de la población mundial como en los sectores de la agricultura y la industria, teniendo en cuenta que si bien estos son los que mayor consumo hacen; por lo que investigadores de las Naciones Unidas recomiendan a los gobiernos y comunidades revisar las políticas relacionadas con el agua, así como el de diseñar leyes que incentiven el uso de sistemas de riego optimizados, conservar y reciclar las aguas residuales, educar a la población para reducir el consumo de agua, usar las energías renovables, entre otros (Fuente: bbc.co.uk; 2016).